Los tejidos y materiales son un gran protagonista en cada colección.
Con ellos aportamos texturas, cuerpo o fluidez a las prendas,
pero también sostenibilidad. Buscamos que los tejidos
respondan a criterios de respeto con el medio ambiente
y con las personas implicadas en su producción.
También criterios de economía circular, así como calidad,
durabilidad y estilo. Estas son algunas de las materias que
puedes encontrar en nuestras colecciones.

 

algodón organico
se trata de un tipo de algodón en cuyo cultivo no se emplean productos insecticidas, herbicidas o pesticidas de origen químico. Con ello, se busca que la fibra de algodón resultante sea producida con un menor impacto ambiental, tanto para la tierra como para la atmósfera, sin que su producción afecte a la biodiversidad o a la salud de las personas que lo trabajan y también de las personas que lo llevan.

algodón BCI
son las siglas de Better Cotton Initiative, un sistema de cultivo que se diferencia del algodón convencional porque cuenta con un mayor control y código ético aplicado a su producción. Es decir, se trata de velar por la salud y la sostenibilidad de los cultivos, siguiendo los ritmos de la tierra sin ejercer sobre-explotación. Pero también se mira por las condiciones de las personas que trabajan el algodón, proporcionándoles un entorno seguro para su salud, una ética aplicada al trabajo y una retribución justa.

tencel
o Lyocell es una fibra celulósica que se obtiene a partir de la pulpa de la madera de eucalipto. Se trata de una de las fibras más populares de los últimos tiempos entre los diseñadores, ya que su aspecto y caída recuerdan a fibras como la seda pero, en este caso, de origen 100% vegetal. Además de su suavidad y aspecto delicado, el tencel aporta a la piel suavidad y transpirabilidad, haciendo que su uso resulta altamente agradable.

 

algodón reciclado pre-consumo
se obtiene a partir de los restos de la producción industrial de hilados, tejidos u otros productos. Estos restos son devueltos a la cadena de producción mediante el reciclaje textil, reduciendo así los desechos y favoreciendo la economía circular con objetivo Zero Waste. Se trata de una de las fibras con mayor crecimiento en los últimos años en el mundo de la producción textil y, para nosotros, una de las mejores vías para la sostenibilidad de la moda.

algodón reciclado post consumo
es obtenido a partir de prendas de vestir o productos textiles usados que, una vez han llegado al final de su vida útil, son reciclados para producir nuevos tejidos. Estas prendas son trituradas, obteniendo así sus fibras, que luego son hiladas de nuevo y convertidas en nuevos tejidos. En el proceso se pueden usar otras fibras de algodón no procedente de reciclaje o fibras como tencel o lana para aportar una mayor calidad y durabilidad al nuevo tejido resultante.

ecovero viscosa
es una viscosa producida a partir de pulpa de maderas certificadas y controladas según un ciclo de producción ecológico controlado. Este tipo de producciones pone mucha atención en la trasparencia de todo el proceso y se clasifica como material sostenible y respetuoso del medio ambiente por su origen. Aunque la viscosa ecovero es un producto muy demandado, no siempre es fácil de encontrar en el mercado.

nuevos tejidos: newlife y seaqual
se trata de propuestas que aprovechan los desechos del plástico para la producción de nuevas fibras sintéticas. Es decir, son producidos a partir de plastico recuperado del mar o de botellas de plástico, reconvertidos en fibras e hilados nuevos. Este tipo de tejidos responden también a una tencencia Zero Waste mundial, que plantea la necesidad de dar una segunda vida a los millones de kilos de residuos plásticos generados por el ser humano. En la producción de estos materiales, además, se emplea un menor consumo de agua.